Home

Ha sido un largo viaje. Cruzar la Tierra Media nunca ha sido fácil; aun en épocas de paz como esta, siempre te puedes encontrar con alguna piedra en el camino. Peor si esa piedra te la avienta un troll directo a la cabeza.

La reunión del consejo es hasta mañana, pero prefiero llegar antes para poder descansar un poco. Después de pedirle permiso, me siento a la sombra de un viejo y sabio roble. Dejo mi sombrero marrón a un lado y me recargo en su tronco. Doy un par de caladas a mi desgastada pipa… <<ahh por fin un poco de tranquilidad >>

Una ardilla baja del árbol y juguetea un poco en mi cabello antes de posarse en mi hombro y comentarme que Sarumán y Gandalf están ya cerca, quizá sólo ellos lleguen hoy. Mañana tenemos que estar los cinco.

Nos reunimos antes de las fechas pactadas porque algo está pasando más allá de Ithilien, se escuchan rumores de que Mordor está activo nuevamente… Mordor… el silencio se apoderaba de Mordor… no puede ser nada bueno.

Debido a estos rumores es que nos reunimos con las otras especies, Gandalf el Gris fue con los Elfos, Sarumán el Blanco con los hombres, los Azules fueron enviados al este, más allá de Rhún. Yo me reuní con los Enanos

Los Enanos siempre orgullosos, siempre descuidados. Piensan que están bien protegidos en sus minas y montañas. Lo demás no es de su interés mientras no toquen sus tesoros, aún más si es algún trofeo tomado de un viejo dragón.

Yo creo que hay que ser cautelosos. Tiene mucho ya que Saurón fue derrotado y el anillo de poder extraviado, sin embargo no todas las criaturas de la Tierra Media son pacíficas y muchas de ellas quieren el control sobre las demás; podría empezar la lista mencionando a los hombres, siempre buscando el poder, qué mejor muestra que los nueve…

Para mí la naturaleza es la que debe predominar, siempre ha estado aquí, siempre a través de los años. Somos los demás los que la hemos invadido, los Elfos son los únicos que la tratan con el respeto merecido y aun así, la han deshonrado en ocasiones. Ante cualquier conflicto en la Tierra Media la naturaleza será siempre la encargada de mantener el equilibrio.

En esas ensoñaciones estaba cuando una voz grave y profunda retumbó en mis oídos: –Radagast! Veo que aprovechas bien el tiempo. Al abrir los ojos me ciega una gran luz blanca. Sarumán había llegado y, simpático como siempre, me había despertado. Detrás de él y con una risa contenida estaba Gandalf.

El día se había convertido en noche rápidamente. Solo faltaban Alatar y Pallando para estar todos los Istari. Mañana intercambiaríamos los descubrimientos de cada uno.

Con las primeras luces del día Sarumán, Gandalf y yo nos reunimos alrededor de una mesa circular hecha de piedra. En el centro de la misma está el escudo de los Istari. Pero aún faltaban los azules, la preocupación rondaba en nuestra mente.

Preguntamos a las águilas y a otras criaturas. Todas recuerdan haberlos visto partir, pero ninguno los ha visto regresar.

Decidimos empezar sin lo azules. Los pondremos al tanto cuando regresen.

Sarumán es de pocas palabras y todas muy directas, las noticias con los humanos son como las esperábamos: están tan enfrascados en sus problemas, entre los conflictos entre Rohan y Minas Thirit. El distanciamiento de los nueves reyes para con su pueblo no ayuda, no tienen tiempo para más preocupaciones y menos si son solo rumores que vienen de “un grupo de ancianos magos”.

Yo les comento sobre los Enanos y su certeza de fortaleza y protección. Siempre están listos para hacer frente a cualquier problema (según ellos) y ayudarán siempre que sea necesario. No hay mucho más que decir.

Es el turno de Gandalf, con los Elfos debió ser diferente, ellos siempre han estado más atentos a lo que pasa en la Tierra Media. Tratan de no meterse en los asuntos de los demás, pero tienen ojos y oídos por todos lados.

-Y bien Gandalf, ¿qué hay de los Elfos? – pregunta Sarumán cuando termino de hablar de los Enanos.

Gandalf luce un rostro preocupado, trata de disimularlo pero se le ven unas arrugas nuevas detrás de la bocanada de humo que exhala para hablar. –Elrond ha estado en comunicación constante con Lady Galadriel, ambos están preocupados por lo que parece estar pasando tras las montañas de la sombra. Algo se mueve y no han podido averiguar que es.-

-Sin embargo no pareces preocupado – agrega Sarumán – ¿No crees que los Elfos tengan razón?

-Que no piense solamente en eso no quiere decir que no esté preocupado- responde Gandalf a la defensiva – Pero me gustaría entender mejor que pasa en Mordor. Y hay algo más… El anillo de poder…

-¡El anillo de poder! – exclamo con sorpresa – pero ha estado perdido por años, o ¿es qué alguien lo ha encontrado? – Miro fijamente a Gandalf mientras formulo la pregunta.

-No lo sé mi amigo Radagast, – me contesta con una mirada amistosa – Sin embargo tengo mis sospechas, algo pasó en la batalla de los cinco ejércitos que me hace pensar que alguien lo tiene y no está consciente de su real poder.

-¡¿Que alguien tiene el anillo perdido?! – pregunto sorprendido – Pero eso es imposible, ¿Quién lo pudo haber encontrado? ¿Dónde está? ¿Qué pasará si descubre su poder?

Gandalf me mira con tranquilidad pero a su vez da un largo suspiro con un dejo de preocupación.

-Querido amigo –me contesta, – de momento no estoy seguro, son solo sospechas y no sería prudente de mi parte dar nombres, no quisiera que eso genere incomodidades extras al posible portador del anillo de poder. Cuando llegue el momento le haré una visita.

Estoy seguro que de saber ya los poderes del anillo algo malo ya habría pasado, algo habría despertado y la verdad es que no creo que siendo así, ninguno de nosotros lo supiera ¿o me equivoco Sarumán? – le pregunta el gris al mago blanco.

<<Algo malo>> Me quedo pensando.

Por cierto, pasa el tiempo y los azules no llegan…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s